El Humor de Śrīla Gurudev

Por Su Divina Gracia, Om Viṣṇupād
Śrīla Bhakti Nirmal Āchārya Mahārāj
Caracas, Venezuela
27 de septiembre 2009

[Prefacio: En sus primeros días en el Math, Su Divina Gracia hizo el servicio de guardia nocturno, y una vez escuchó a alguien hablando cerca del templo. Cuando entró al templo, Su Divina Gracia vio a Śrīla Govinda Mahārāj hablando con alguien en el samādhi mandir de Śrīla Śrīdhar Mahārāj.]

Le pregunté a Gurudev: "¿Qué está haciendo aquí?" Y Gurudev explicó: "Siempre que sucede algún problema o algo, siempre vengo aquí en un momento de tranquilidad cuando todos están durmiendo y nadie está cerca, para consultar con mi Guru". En ese momento yo era sólo un brahmachārī nuevo y no podía entenderlo, pensé, "Śrīla Śrīdhar Mahārāj está en el samādhi, ¿con quién está hablando?"

Vean el śloka (verso) "Gurvvabhista-supurakam guru-ganair asisa-sambhusitam..." "Gurvvabhista" Significa que él siempre complace con éxito todos los deseos de Śrīla Śrīdhar Mahārāj. Una vez, cuando yo estaba en Rusia con Gurudev (era en el año 2000), Gurudev fue a la orilla del Mar Báltico (nuestro templo de San Petersburgo está cerca de un mar llamado Mar Báltico), y había unas escaleras que conducían desde la orilla hasta el mar. Gurudev dijo en ese momento,

"Quiero hacer las gradas alrededor del Govinda Kuṇḍa así, pero ¿quién lo hará? No tengo mano de obra..."

“Si me lo ordenas, yo puedo hacerlo” - le dije a Gurudev.

"¿Tu puedes?"

Después de eso, cuando volví a Nabadwīp, empecé a hacer las gradas. Cuando la construcción ya había comenzado, Gurudev dijo: "Si puedes construir un templo dentro del Govinda Kuṇḍa, será aún mejor". Y empecé a hacer el templo, pero cuando yo estaba haciendo los cimientos, todo se hundía - toda la arena, todos los ladrillos, todas las piedras, todo se hundía, yo no sé quién se lo estaba comiendo. Estuve tratado de hacer esos cimientos durante quince o veinte días - pero después de que 10 a 15 camiones de arena, 10 a 15 camiones de piedra se hundieron, empecé a sentirme impotente y a pensar que tal vez no podría hacerlo...

Entonces, una noche, eran cerca de las 3 de la madrugada, yo estaba en el baño cuando sonó mi teléfono. Salí del baño y contesté la llamada. Era Gurudev. Me estaba llamando, "¡Ven inmediatamente!" Fui como estaba, sin ropa, sólo con una tela. Cuando Gurudev me vio, preguntó:

"¿Qué es esto?"

"Gurudev, usted dijo que viniera de inmediato y yo vine."

"Hoy es tu último día!"

“¿Qué último día?”

"Si hoy temprano en la mañana primero ofreces un buen arroz dulce a la Deidad de Kurmadev y comienzas tus obras hoy, entonces sucederá, de lo contrario nunca podrás hacerlo en toda tu vida".

Yo hice eso. Entonces, contraté a unos 300-400 trabajadores y comencé las obras de construcción desde la mañana, y a la mañana siguiente los cimientos se asentaron y así pudimos comenzar.

Devotos: JAY!

El humor de Gurudev es así...
— ‹ ÷ › —

Traducido por: Mohita Krishna das
Publicado originalmente en: http://scsmathinternational.com/guidance/2009/090927-SrilaGurudevsMood.php

Tags: 

Artículos recientes

Subscribe to Artículos