El 'Loco', el Malvado, el Intranquilo

Por Su Divina Gracia, Om Vishnupad
Śrīla Bhakti Nirmal Acharya Maharaj
Moscú, Rusia
6 de Agosto 2002

Había una vez un Guru sahajiya. No podía enseñar a los demás nada bueno, no sabía nada - no sabía nada sobre el Śrīmad Bhagavatam o el Chaitanya-charitamrita. Y solía siempre engañar a sus discípulos.

Todos los días iba de casa en casa para colectar dinero para mantener a su familia (él tenía una esposa y muchos hijos, entre los cuales había solamente un hijo bueno), pero una vez pensó, "Todos los días voy de casa en casa, pero en esta zona está este rey rico... Si lo hago mi discípulo, entonces no tendré que ir de casa en casa nunca más, voy a conseguir dinero de él y eso será suficiente para mantener a toda la familia..." Con el tiempo, hizo a ese rey su discípulo, y entonces ya iba siempre a la casa del rey para tomar algún dinero de él. Así es como mantenía a su familia.

Un día, el rey le dijo a su Guru, "Yo tengo mucho dinero, lo tengo todo, pero no estoy consiguiendo ninguna paz... Tomé iniciación de ti hace cinco años, y durante cinco años tú has estado tomando mi dinero, pero no me estás dando ninguna paz..." Gurudev tuvo que inventar una historia, "Muy bien, dame un poco de dinero y voy a hacer un gran sacrificio de fuego."

El rey le dio algo de dinero y el Guru hizo un sacrificio de fuego. Seis meses más tarde, el rey le dijo otra vez, "Oh Gurudev, todavía no estoy teniendo ninguna paz..." Gurudev dijo: "Está bien, tal vez algo salió mal durante el sacrificio. Debemos hacer otro. Dame un poco de dinero y organiza para que haya algo de ghee, yogur, mantequilla, arroz, etc." Ellos hicieron otro gran sacrificio de fuego.

Dos meses pasaron. El rey le dijo a su Gurudeva, "Todavía no estoy recibiendo ninguna paz! Si no me puedes dar paz, te voy a cortar la cabeza! Te doy siete días - si no me puedes dar paz, tendré que matarte." Gurudev se asustó y regresó a su casa.

Estaba sentado en casa, pensando, "¿Qué será de mí en siete días?" Al verlo sumido en sus pensamientos, su esposa le preguntó: "¿Qué estás pensando?" Él le explicó lo que había sucedido y dijo al final, "¿Por qué tuve que hacer a ese hombre rico mi discípulo? Ahora tendré que morir en siete días..."

Ahora bien, ese Gurudev tenía un hijo bueno. El hijo en realidad no estaba en la casa - él iba al bosque para estudiar el Śrīmad Bhagavatam de un buen Guru, y cuando la comida estaba lista, regresaba a casa. Pasaba la mayor parte del tiempo afuera.

Era la hora de la comida, así que el hijo llegó a la casa.

"Tú no recibirás ninguna comida", le dijo su madre. "Tu padre va a morir en siete días, y tú no estás haciendo ningún trabajo - cómo vas a mantener a la familia?"

"¿Qué ha sucedido?" preguntó el chico.

"Tu padre no puede darle paz al rey..."

"Está bien, yo voy a darle paz al rey!"

"Eres un chico loco! ¿Cómo vas a darle paz al rey? No puedes ir allí!"

"No, tengo que ir allí. Tengo que darle paz al rey," dijo el hijo e inmediatamente se dirigió a la casa del rey.

Cuando el rey vio al hijo de su Guru, lo recibió con algún honor, y luego le preguntó:

"¿Por qué has venido?"

"He venido por usted. Quiero darle un poco de paz."

"Cinco-seis años han pasado y tu padre no ha sido capaz de hacer eso, y tú dices que sí puedes?"

"Si puedo."

"Qué necesitas? ¿Qué elementos son necesarios? Es necesario otro sacrificio de fuego?"

"No, nada es necesario. Sólo necesito dos trozos de cuerda, cada una de 10 metros de largo, y también necesito a mi padre."

El rey envió a su sirviente para traer a su Guru. Ahora eran tres hombres - el hijo, el padre (el Guru del rey), y el rey. El hijo le dijo al rey y a su padre, "Muy bien, ahora todo está listo, vayamos a la orilla del mar." El rey y el Guru desconfiaron, "Ese chico está loco... ¿y si nos ata con la cuerda y nos lanza al mar?..." De todos modos, se fueron con el chico.

Cuando llegaron a la orilla, el hijo ató primero a su padre con una de las cuerdas y luego ató al rey con la otra cuerda. Después de eso le pidió a su padre,

"Oh padre, desata la cuerda del rey!"

"Oh loco! Me has atado - cómo voy a desatar su cuerda?!"

Entonces el hijo se volvió hacia el rey y dijo:

"Oh Rey, puedes ver ahora? Él es tu Guru, pero está atado en la ilusión. Kama (deseo), krodha (ira), lobha (codicia), moha (ilusión), etc. - él está atado por todo esto, cómo podría darle la paz? ¿Cómo podría desatarle si él mismo está atado? "

"Cada día yo estudio el Bhagavatam de un Guru," continuó el joven, "Él es el mejor Guru. Vengan conmigo." Luego le dijo a su padre: "Padre, me dijiste una vez: ‘Si no eres un discípulo, cómo puedes ser un Guru? Primero debes ir con un buen Guru, estudiar el Bhagavatam, entonces podrás hacer discípulos'".

El padre del chico y el rey ambos fueron con él donde su Guru, y ambos consiguieron paz...

Hay muchos Gurus falsos como este en India, pero afortunadamente no tenemos que ir de aquí para allá, no tenemos que buscar - ya hemos conseguido un buen Guru, así que no tenemos ningún problema...
— : • : —

Traducido por: Mohita Krishna das
Publicado originalmente en: http://scsmathinternational.com/guidance/2002/020806-CrazyWickedRestless...

Tags: 

Artículos recientes

Subscribe to Artículos