Intolerable

 Por Su Divina Gracia, Om Viṣṇupād

Śrīla Bhakti Nirmal Āchārya Mahārāj

26 de Diciembre 2010

 

 

 Mahāprabhu no puede tolerar la falta de respeto a devotos avanzados o a Vaiṣṇavas fidedignos.

 

Una vez, Jagadānanda Paṇḍit le aconsejó a Sanātan Goswāmī que fuese a Vṛndāvan, pero cuando Mahāprabhu lo oyó, le dijo, “Sanātan es mi Guru. Tú has nacido ayer, ¿y ahora estás instruyendo a Sanātan Goswāmī?  Eso no es correcto”.

 

Mahāprabhu reprendió mucho a Jagadānanda Paṇḍit, y Sanātan Goswāmī se puso tímido al ver cuánto afecto le estaba dando Mahāprabhu a Jagadānanda Paṇḍit, “Prabhu, le estás dando dulce a él, pero no me estás dando dulce a mí”. Ahora, en esta era de Kali, no es como en ese tiempo. Si castigas a algunos brahmachārīs, ellos dirán inmediatamente: “Yo no necesito un Guru así. Hay muchos otros Gurus, debo dejar este Guru y buscar otro”. Pero Sanātan Goswāmī estaba llorando porque no fue castigado.

 

Cuando Nityānanda Prabhu y todos los devotos iban a Purī desde Nabadwīp, había un perro que les seguía. Cuando iban a cruzar el río, el hombre del bote no quería permitir que el perro subiera en el bote (él consideraba inauspicioso montar un perro en su bote). Śivānanda Sen negoció con el barquero, “yo te pagaré diez veces más la tarifa”, y de inmediato le permitió montar al perro—de repente lo 'inauspicioso' se había ido. El perro llegó donde Mahāprabhu en Gambhīra mucho antes que los devotos. ¿Entienden? ¿Cómo van a reconocerlo [a un Vaiṣṇava]? Imagínense, los devotos no pudieron llegar, pero el perro ya había llegado donde Mahāprabhu. Śivānanda Sen lo estaba buscando: “¿Adónde ha ido el perro? ¿Adónde ha ido el perro?”. Él ayunó ese día; “No voy a comer hoy, y todo el mundo tiene que ayunar hoy también”. Estaba ansioso por encontrar al perro, pero cuando los devotos finalmente llegaron donde Mahāprabhu, él vio ese mismo perro comiendo un coco que Mahāprabhu le había dado.

 

También, en ese momento en el camino había algún impuesto que debía pagarse. Nityānanda Prabhu estaba caminando en la parte delantera con los devotos, y Śivānanda Sen estaba detrás, encargado de todos. El recaudador de impuestos le preguntó a Nityānanda Prabhu, ¿quién está al mando de la procesión, para pagar el impuesto?, pero Nityānanda Prabhu contestó: “El líder está detrás, él va a pagar”. Así que muchas personas pasaron diciendo lo mismo, “nuestro líder está detrás”. Había una gran fila, y Śivānanda Sen se encargaba de todos, ayudándoles a pasar por el lugar.

 

Mientras tanto, Nityānanda Prabhu estaba hambriento. Él estaba sentado debajo de un árbol, esperando y esperando, una hora pasó, dos horas pasaron, pero Śivānanda todavía no llegaba. “¿Dónde está Śivānanda? ¿Adónde se ha ido? Estos jefes de familia son avaros. ¿Es imposible lidiar con ellos?”. De esta manera, Nityānanda Prabhu hizo un juramento. Enojado porque Śivānanda Sen tardaba, Nityānanda Prabhu lo maldijo a que sus dos hijos murieran. ¿Cuál es el significado de esa maldición? Cuando la esposa de Śivānanda Sen oyó esto, se puso a llorar. Pero cuando Śivānanda Sen terminó la negociación con el recaudador de impuestos corrió donde Nityānanda Prabhu, entendiendo que Nityānanda Prabhu estaba enojado, él le dio plena obediencia diciendo: “Prabhu, todo es culpa mía”, y Nityānanda Prabhu le dio una patada. Al enterarse de la maldición, él dijo, “Si recibes la misericordia de Nityānanda Prabhu y tu hijo morirá, eso es bueno. Eso es una gran misericordia”. Śivānanda comenzó a bailar. “Hoy he recibido misericordia”.

 

Mientras Śivānanda Sen estaba bailando de alegría, su sobrino, Śrīkānta, se enojó: “Mi tío es una persona honorable, una gran personalidad. Él ha traído muchos devotos, y muchos devotos le dan honor, pero Nityānanda Prabhu lo está deshonrando. ¿Qué clase de sādhu es él?”. Śrīkānta luego fue donde Mahāprabhu a quejarse. Mahāprabhu ya sabía lo que había ocurrido allí y le preguntó a Śrīkānta, “¿Quieres decir algo?” Pero Śrīkānta no podía decir nada. Cuando vio a Mahāprabhu, no podía quejarse—se olvidó de todo.

 

Él pensaba que la gente vería a Nityānanda Prabhu irrespetando a un gran sādhu, entonces ellos le criticarían, pero los que tienen un poco de devoción pura, que tienen un humor devocional profundo, pueden entender fácilmente por qué Nityānanda Prabhu había pateado a Śivānanda Sen. Es un asunto muy importante. Si pueden entenderlo, entonces pueden entender cuán misericordioso es Nityānanda Prabhu.

 

Mahāprabhu mismo certificó a Nityānanda Prabhu, “Si Nityānanda Prabhu trae una señora musulmana borracha con él, si él la empuja y la agarra, él no comete falta alguna. Y viendo esto, incluso el Señor Brahmā vendrá y le ofrecerá sus daṇḍavats”.

 

Se dice en las Escrituras que si alguien comete algún pecado sin saberlo, Kṛṣṇa no pide su prāyaśchitta, su expiación—no es necesario prayaschitta. Bhagavān, el Señor mismo siempre rescata a Sus sirvientes. A través de cantos, a través del servicio, todo puede ser removido, pero la práctica es necesaria. Son necesarias la práctica, la fe fuerte, y la completa entrega (ṣaḍ-aṅga śaraṇāgati, los seis tipos de entrega):

 

ṣaḍ-aṅga śaraṇāgati ha-ibe yā̐hāra

tā̐hāra prārthanā śune śrī-nanda-kumāra

 

“Śrī Kṛṣṇa escucha las oraciones de aquel que se entrega en estas seis maneras.”

                     ***********************

 

Publicado en Inglés en: http://www.scsmathinternational.com/guidance/2010/SAchM-101226-MahaprabhuDoesNotTolerateCriticism.php

 Traducción: Rohini Nandana Dās

Corrección: Ānanda Kṛṣṇa Dās 

 

Tags: 

Contenido relacionado: 

Artículos recientes

Subscribe to Artículos