Las Dificultades del Brahmachārī

 

 Por Su Divina Gracia, Om Viṣṇupād

Śrīla Bhakti Nirmal Āchārya Mahārāj

Hablando en línea con Venezuela y Colombia

Aniversario de la instalación de la Deidad en Caracas,

23 de Junio 2013

 

 

 En realidad me siento sin esperanzas respecto a los brahmachārīs porque siempre estoy infeliz con su servicio.

 

Gurudev me lo dijo muchas veces (frente a mí y delante de todos los brahmachārīs), “Todas mis hijas están muy bien, pero casi todos mis chicos me están dando perturbación”. No estoy consiguiendo muy buenos chicos para servir a la misión, es por eso que creo que es inútil, pero Gurudev dijo: “La fortuna favorece al valiente”, si algún brahmachārī piensa, “¡yo puedo hacerlo, puedo continuar mi vida de brahmachārī!”. Seré muy feliz.

 

Śrīla Bhakti Siddhānta Saraswatī Ṭhākur contó una historia en este sentido. Un hombre quería mantener un sirviente, pero los sirvientes no se quedaban, traía un sirviente, el sirviente se quedaba durante uno o dos días y salía corriendo. Él traía otro sirviente, y de nuevo se quedaba durante uno o dos días y se escapaba. Se repitió muchas veces. Una vez, un amigo vino a visitarlo y el hombre se quejó ante él, “¡Oh, mi amigo, estoy sufriendo tanto! Mi esposa está enferma y no puede hacer muchas tareas domésticas, es por eso que estoy tratando de mantener a un sirviente para ayudar y hacer los mandados para la familia, pero todos ellos se van. ¿Me puedes ayudar?”. Su amigo le aconsejó: “Organiza una buena comida, trae un buen arroz, leche pura, ghee puro, etc. Organiza eso y verás”.

 

El hombre siguió su consejo y arregló una buena comida y el sirviente no se fue. A veces el hombre le ordenaba hacer un trabajo y otro trabajo y el criado se iba, pero regresaba de nuevo. Ahora el sirviente mismo no deseaba irse. Pueden entender por qué el sirviente se quedaba, se quedaba por la leche, el arroz y los otros alimentos agradables, no por amor y afecto hacia la familia.

 

Śrīla Prabhupād decía: “¿Qué es el amor y el afecto?” Hoy día, si das dinero, eso es amor y afecto. Un brahmachārī hace algún servicio y piensa que ahora es el administrador, pero si le dices: “Haz este servicio”, piensa, “Ese Mahārāj no es bueno, él siempre me dice que trabaje, que trabaje y que trabaje”. Si le dices que no trabaje, que sólo coma y duerma, él es muy feliz y piensa que soy un Guru muy afectuoso. “De acuerdo, duerman, coman y disfruten. No hay problema”.

 

Cuando le dije a Gurudev, “¡Oh!, no hay muchos brahmachārīs, no hay sirvientes perfectos. Ellos no están haciendo su servicio apropiadamente”, Gurudev me dijo que usara la teoría de Śrīla A.C. Bhaktivedānta Swāmī Mahārāj Prabhupād. La teoría fue: dale a un brahmachārī una dama y él felizmente hará servicio y disfrutará.

 

Estas son palabras muy duras y dolorosas de decir para mí, pero ¿qué puedo hacer? Tengo que decirlas porque son verdad.

 

Jagadānanda Paṇḍit lo dijo, y yo también soy de la misma opinión:

 

গৃহী হউক ত্যাগী হউক ভক্তে ভেদ নাই ।

ভেদ কৈলে কুম্ভীপাক নরকেতে যাই ॥

 

gṛhī ha-uka tyāgī ha-uka bhakte bheda nāi

bheda kaile kumbhīpāka narakete yāi

(Śrī Śrī Prema-vivarta, 17.22)

 

“No hay ninguna diferencia entre los devotos—ya sean jefes de familia o renunciantes. Si alguien hace distinciones entre ellos, irá al infierno de aceite hirviendo.”

 

No estoy diferenciando, sé que devotos casados son en realidad más energéticos y hacen más servicio para Gurudev y la misión.

 

Ustedes saben que Śrīla Bhakti Siddhānta Saraswatī Ṭhākur tuvo muchos sannyāsīs y brahmachārīs en la misión, pero le dio el cargo y la posición de la secretaría de la misión a Kunja Babu, un jefe de familia, que trabajaba como administrador de correos en aquel momento.

 

Nuestros brahmachārīs piensan: “Yo soy un brahmachārī y él es un jefe de familia, ¿por qué debería servir bajo la guía de un jefe de familia?” Esto es ego y les llevará a una caída.

 

Jagadānanda Paṇḍit dice que no hay diferencia entre jefes de familia y los brahmachārīs: a través de la práctica, un jefe de familia puede ser más glorioso que un brahmachārī. Si diferencian y piensan: “Él es un jefe de familia, y soy un brahmachārī/sannyāsī, ¿por qué debería servir bajo la guía de un gṛhastha?”, éste es el camino al infierno. Pueden leerlo en el Prema-vivarta (capítulo 17).

 

Ustedes saben que en mi misión dependo más de devotos casados porque los demás, casi todos, piensan en su propio interés, incluso los sannyāsīs también. Gurudev dice que tú puedes descartar kanak (dinero) y kāminī (las mujeres), pero pratiṣṭhā (prestigio, fama) es muy peligroso para un devoto, incluso para un sannyāsī, si le doy sannyās a alguien, él quiere ser un Guru.

              *************************

 

Publicado en Inglés en: http://scsmathinternational.com/guidance/2013/130623-BrahmacharisPlight.php

 

Corrección y traducción: Mohita Kṛṣṇa Dās

                                       Rohini Nandana Dās

 

Tags: 

Contenido relacionado: 

Artículos recientes

Subscribe to Artículos