Indira Ekadasi o Krishna Ekadasi

Sábado, 16 Septiembre 2017 - 3:30am

Ayuno de granos.

Recomendaciones de Śrīla Bhakti Sundar Govinda Dev-Goswāmī Mahārāj para cumplir Ekādaśī

(De una carta a Śrīpad Janārdana Mahārāj, 28 de Junio 1999)

En Ekādaśī todas las frutas y raíces pueden ser tomadas, a excepción de la remolacha, zanahorias y tomate. Tampoco es bueno comer espinaca, col (repollo), ni lechuga. En ninguna parte se menciona el coliflor porque no existía en esos tiempos, pero vimos que Śrīla Guru Mahārāj lo permitió. También es aceptable la calabaza (auyama), calabacín y otras clases de calabaza. Después de todo, las raíces y las frutas son el estándar, así habrá que considerar lo que sea bueno. Sobre las especies en Ekādaśī, Śrīla Guru Mahārāj dijo: “raíz de jengibre, comino, pimienta negra ¡y nada más!”.

De hecho, en Ekādaśī simplificaremos nuestra comida, no tomaremos ni mucha cantidad ni mucha variedad. Generalmente un subji, algo de tapioca, un poco de chana (queso fresco de leche) o leche, quizás algunas badam bhaja (nueces), y frutas. Ese es el estándar.

Tuyo afectuosamente

Swāmi B.S. Govinda

 

Historia:

Maharaja Yudhisthira dijo: Oh, Madhusvdana!. Oh, destructor del demonio Madhu!, cuál es el nombre del Ekadasi que ocurre durante la quincena del mes de Asvina (septiembre- octubre) por favor describe sus glorias a mi.

El Supremo Señor Sri KRSNA respondió: este Santo día es llama­do Indira Ekadasi. Si una persona ayuna en este día todos los peca­dos son erradicados y sus antepasados, quienes han caído abajo al infierno son liberados. Oh, mejor de los reyes!, uno quien simplemente escucha acerca de este Ekadasi ejecuta el gran merito ganado por simplemente un sa­crificio de caballo. En el Satpa-Yuga allí viva un Rey llamado Indrasena quien era tan poderoso que él destruyó a todos sus enemigos. Su reino era llamado Mahismati-puri. El glorioso y altamente reli­gioso Rey tomo gran cuidado con sus súbditos y de esa forma él era rico en oro, granos, hijos y nietos. El era también un gran devoto de Sri Visnu el especialmente se divertía cantando mi nombre o llamandome fuertemente: Govinda, Go­vinda. De esta manera el rey Indrasena sistematicamente se dedicaba él mismo a la pura vida espiritual y pensar mucho tiempo en la verdad absoluta.

Un día como el Rey Indrasena felizmente y pacificamente presi­dio sobre su asamblea, el perfecto orador Narada Muni que era visto descender del cielo. El Rey ofreció Devarsi, Narada el santo entre los semidioses, gran respeto recibiendole con palmas en las manos, invitandole adentro del palacio, ofreciéndole un confortable sitio lavando sus pies y hablandoles dulces palabras de bienvenida. Entonces Narada Muni le dijo a Maharaja Indrasena: Oh, Rey!, eres los 7 limbos de tu reino prospero. Está tu mente absorvida en pensar en como tú puedes apropia­damente ejecutar tu deber ocupacional. Estas tú volviendote más y más devoto del Supremo Señor Sri Visnu.

El rey respondió: Por tu gran gracia, Oh, mejor de todos los sabios!, cada cosa esta bien. Hoy por tu presencia todos los sacrifi­cios en mi reino estan satisfechos. Por favor muéstrame por tu merced y explícame la razón por tu visita aquí.

Sri Narada, el sabio entre los semidioses, entonces dijo: Oh, león entre los reyes!, por favor escucha mis palabras. Cuando Yo descendí de Brahmaloka a Yamaloka el Señor Yamara­ja me prisionó muy graciosamente y me ofreció un excelente sitio. Como yo glorifique su verdadero y maravilloso servicio al Supremo Señor Yo me di cuenta que tu padre estaba en la Asamblea de Yamara­ja. Si el había sido muy religioso porque el rompio un ayuno de Ekadasi prematuramente el tuvo que ir a Yamaloka.

Tu padre dio un mensaje para tí y dijo: En Mahismati vive un Rey llamado Indrasena, porque él me dijo acerca de mi situación que por mis pasadas semillas pecaminosas Yo he sido forzado a residir en el reino de Yamaraja. Por favor dile este mensaje de mi a mi hijo, cuidadosamente observa Indira Ekadasi y dar mucha caridad asi que yo pueda ir al cielo.

Narada continuó: Para entregar este mensaje, Oh, rey!, Yo he veni­do a tí tú deberás ayudar a tu padre por observar este ayuno de Indira Ekadasi por el mérito que tú ganes, tu padre podría ir al cielo.

El Rey Indrasena preguntó: Oh, gran Naradaji!, por favor se mise­ricordioso, dime especialmente como observar un ayuno en Indira Ekadasi, y durante qué mes y en que día este ocurre?.

Narada Muni respondió: Oh, Rey!, por favor escucha como Yo te describo el total proceso de observar Indira Ekadasi. Este ocurre durante la quincena del mes de Asvina. En Dasami, el día antes de Ekadasi, arroz temprano en la mañana, bañarse y entonces hacer algún Servicio para Dios con total fe. En la noche bañarse otra vez y entonces ofrecer respetos a los antepasados con fe y devoción. Aseguradamente no comer más de una vez en este día y en la noche dormir en el piso. Cuando tú te despiertes en la mañana de Ekadasi lavarse tu boca y sus dientes y entonces con profunda devoción para el Señor tomar este sagrado ayuno de votos: Hoy yo podré ayunar completamente y renunciar toda clase de complacencia de los sentidos. Oh, Suprema Personalidad de Dios! de hojas de loto. Oh, infalible por favor dame devoción a tus pies de loto.

En la medianoche permanecer ante Sri Salagrama-Sila y adorarlo fielmente siguiendo todas las reglas y regulaciones entonces ofrecer respetos a los antepasados. Después alimentar a brahmanas cualificados y ofrecerles algo de caridad de acuerdo a lo que tu puedas. Ahora tomar la comida que tú has ofrecido a los antepasados, olerlos y entonces ofrecer esto a una vaca.

En lo próximo adorar al Señor Hrsikasa con incienso y flores y finalmente permanecer despierto toda la noche cerca de la Deidad de Sri Kesava. Temprano en la mañana en el próximo día Dvadasi, adorar Sri Hari con gran devoción e invitar a Brahmanas. Entonces alimentar a tus parientes y finalmente tomar tu comi­da en silencio. Oh, Rey!, si tú estrictamente observas un ayuno en Indira Ekadasi de esta manera con control de los sentidos, tu padre seguramente será elevado a la morada del Señor Visnu.

Después diciendo esto Devarsi Narada inmediatamente desapare­ció.

El Rey Indrasena siguiendo las instrucciones del gran Santo observó el ayuno en la asociación de sus parientes y sirvientes. Como el rompio su ayuno en Dvadasi flores cayeron del cielo.

El mérito de Indrasena ganado por observar este ayuno fue su padre que estaba en el reino de Yamajara, obtuvo un cuerpo completamente espiritual. Indrasena lo vio elevándose a la morada del Señor Hari atrás de Garuda. Indrasena mismo era capaz de gobernar su reino sin ningún obstáculo y en su debido tiempo el dejo el reino a su hijo y también se fue a Vaikuntha.

Oh, Yudhisthira!, esas son las glorias de Indira Ekadasi que ocurrió durante la quincena de Asvina. Quienquiera que escucha a lee esta narración ciertamente disfruta la vida en este mundo, es librado de todos los pecados y a la muerte él regresa a la casa de vuelta a Dios donde él vive eternamente.

De esa forma termina la narración de las glorias de Asvina KRSNA Ekadasi o Indira ekadasi del Brahma Valivarata Purana.

Event type: 

Tags: 

Artículos recientes

Subscribe to Artículos